En un acto realizado en la Plaza Arturo Prat de la ciudad de Tomé, el que estuvo encabezado por la alcaldesa Ivone Rivas, el diputado Marcelo Chavez y la Seremi de Energía Carola Venegas, se dieron a conocer las nuevas luminarias LED que tendrá la comuna.

El alumbrado público es uno de los gastos más importantes dentro de los costos que tienen los municipios. Con este recambio de luminarias a tecnología LED, los alcaldes obtendrán un ahorro y esos recursos podrán ser destinados a otras obras o servicios de la comuna.

El Programa de Recambio de Luminarias que impulsa el Ministerio de Energía y que es implementado por la Agencia Chilena de Eficiencia Energética, permitirá a 23 comunas de la región renovar su alumbrado público por uno mucho más eficiente, gracias a una inversión de 10.800 millones de pesos.

La Seremi de Energía, Carola Venegas, destacó que este proyecto “no solo trae mayor inversión a la comuna, sino que también es traer mejor iluminación, al ser una luz blanca que no emite calor y se aprovecha mejor, pero por sobre todo permite que la cuenta de electricidad que paga el municipio disminuya considerablemente y por lo tanto estos recursos se puedan destinar a otras obras de la comuna”.

Las primeras comunas que tendrán esta tecnología son Laja, Cabrero, Mulchen, Tomé, Nacimiento y Santa Bárbara, para luego completar las 17 restantes sumando un total de 30.600 luminarias de alumbrado público en la región.

Tomé

En el caso de Tomé, la inversión para el recambio de 5.647, es de 1.900 millones de pesos, lo que a juicio de Ivonne Rivas, su alcaldesa “permitirá iluminar sectores en los cuales hay algunos problemas y se ahorrará plata en pos de proyectos que están siendo solicitados por la comunidad, a través de los dirigentes sociales.